lunes

BRAULIO/AMOR DE SAL


En la playa
la Luna reflejo su cara
sobre el quieto mar,
nuestras sombras
bailaban los ardientes pasos
de un extraño vals,
un beso de sal
que nunca debió de acabar
rompió el alba
y el cielo se empezó a vestir de púrpura.
Olvídame si puedes
el varano ya pasó
tal vez estés ahora
en los brazos de otro amor
y aquí me muero yo
parado el corazón
en esta playa...
olvídame si puedes
pero aquí en el arenal
aún viven los recuerdos
de unos días en libertad
cuando intentaste huir
tal vez por diversión
en este amor de sal.
Este amor de sal
que se me va
cuando al fin se escapa
el verano traidor
y un viento de otoño
inclemente llegó,
este amor de sal
arena y mar
dos cuerpos en celo
dorados de Sol
y un triste te quiero
que el tren se llevó
y me duele,
me duelen tus ojos, tu risa
tu pelo, tu boca, tu pecho
tus manos, tu sexo.
Rompió el alba
y el cielo se empezó a vestir de púrpura...
olvídame si puedes
pero aquí en el arenal
aún viven los recuerdos
de unos días en libertad
cuando inventaste en mí
tal vez por diversión
este amor de sal.
Este amor de sal
que se me va
cuando al fin se escapa
el verano traidor
y un viento de Otoño
inclemente llegó,
este amor de sal
arena y mar
dos cuerpos en celo
dorados de Sol
y un triste te quiero
que el tren se llevó...
Este amor de sal
que se me va
cuando al fin se escapa
el verano traidor
y un viento de Otoño
inclemente llegó...



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada